El juez de Barcelona que lleva el caso del 1 de Octubre pide ahora que se investigue al vicepresidente del Gobierno catalán, Pere Aragonés. Dado que Aragonés es diputado en el Parlamento de Cataluña, ha pedido al Tribunal Superior de Justicia que asuma el caso e investigue al vicepresidente.

También le pide que se encargue de investigar a los diputados de Esquerra Josep Maria Jové y Lluís Salvadó, dos de los detenidos el 20 de septiembre en el cacheo a la consejería de Economía. Desde entonces, el juzgado 13 ha querido averiguar su papel en la organización del referéndum.

El vicepresidente, en cambio, de momento no consta como investigado a pesar de que aparece en varios informes de la Guardia Civil a raíz de algunos viajes que hizo en el extranjero.

El juez da por demostrado que el objetivo de estas salidas era encontrar inversores para una Cataluña independiente. En mayo, el juzgado 13 ya pidió incluir esta pieza en la causa que investiga el Supremo, pero Pablo Llarena la rechazó. Ahora es el TSJ quién tendrá que decidir si se queda la causa y, por lo tanto, si incluye Aragonés.