El presidente de la Generalitat, Quim Torra, ha afirmado este lunes, en su primer mensaje institucional con motivo de la Fiesta Nacional de Cataluña, que este martes, "como hace 300 años, nos encontramos en un cruce histórico para nuestro país", en la cual "hay que decidir si ante las injusticias, las amenazas, el miedo, la violencia, las prisiones y el exilio nos conformamos o resistimos y avanzamos".

En este sentido, el jefe del Gobierno ha hecho un llamamiento a "hacer valer siempre la verdad, a desenmascarar la mentira cuando haga falta" y a mantener siempre "el buen tono y la sonrisa, a pesar de los insultos y las humillaciones".

También ha instado a todos a defender "enconadamente, apasionadamente, las libertades democráticas". Durante el mensaje institucional, que este año ha hecho desde la sala Torres García del Palau de la Generalitat, Torra ha puesto de relieve que todos los catalanes "tenemos que encontrarnos en la defensa de la democracia y la libertad", porque "son el único terreno fértil sobre el cual puede crecer el bienestar, la justicia, el progreso, la calidad de vida y la igualdad de oportunidades".

Torra ha insistido en el compromiso del Gobierno a hacer efectiva la república. "Una república compartida que tiene que ser de todos los catalanes", ha señalado y ha asegurado que "lo haremos por todos los presos políticos y exiliados y por todos aquellos que son perseguidos por defender la libertad de Cataluña y por haber dado la palabra al pueblo en el referéndum de autodeterminación del primero de octubre".