El presidente de la Generalitat, Quim Torra, ha pedido a todos los partidos políticos catalanes y españoles que condenen enérgicamente la violencia de grupos fascistas contra los independentistas.

Lo ha hecho en una carta publicada este sábado a varios diarios titulada "Como un solo pueblo contra el fascismo", en la cual asegura que en los últimos meses y "en las últimas semanas" se ha visto un "incremento notable" de las agresiones, amenazas, intimidaciones y violencia fascista en Cataluña protagonizada por "grupos de individuos agresivos" que, según el presidente, "han querido atemorizar a los activistas por la libertad de los presos políticos y el retorno de los exiliados".

En la misiva, Torra se solidariza con las víctimas de estas agresiones y sentencia que "esta violencia, como todas, tiene que acabar". El presidente insiste que esta situación "exige una condena firme, sin matices ni equilibrios, por parte de todos".

"No puede haber nadie que quiera ser considerado demócrata que calle, matice o justifique nada ante estos brotes de fascismo en nuestros pueblos y ciudades", señala.

Torra también propone en esta carta impulsar un observatorio contra el fascismo que documente las agresiones.

La carta se publica dos días después de que el consejero de Interior, Miquel Buch, anunciara firmeza contra estos ataques ideológicos.

Por otro lado, la advertencia llega justo después de que el viernes la delegada del gobierno español en Cataluña, Teresa Cunillera, advirtiera a RAC1 que no había que exagerar los casos de agresiones fascistas en Cataluña.